¿Quién fue Joás en la Biblia y es lo mismo que Jehoás?

En la Biblia encontramos a dos reyes que llevan el nombre de Joás, también conocido como Jehoás. Uno de ellos gobernó en el reino de Judá y el otro en el reino de Israel. A lo largo de este extenso artículo, nos adentraremos en las historias de ambos reyes y exploraremos sus respectivos reinados, sus acciones y reformas, así como sus tragedias y legados. También analizaremos su relación con el profeta Eliseo y compararemos sus destinos finales. Descubriremos si Joás de Judá y Joás de Israel son la misma persona, o si son individuos distintos con vidas y legados diferentes.

La historia de Joás de Judá

Ascenso al trono

Joás de Judá fue el hijo del rey Ahazías y la única superviviente de la línea real después de que su abuela, Athaliah, asesinara a todos los descendientes. Athaliah buscaba afianzar su poder y establecer su propia dinastía en el trono de Judá. Sin embargo, Joás fue escondido por su tía Jehosheba, quien era la esposa del sumo sacerdote Jehoiada. Durante seis años, Joás estuvo oculto en el templo, mientras Athaliah gobernaba con mano de hierro.

Cuando Joás cumplió siete años, Jehoiada, el sumo sacerdote, decidió revelar su existencia y ungirlo como rey. Con el apoyo del sacerdote y la lealtad del pueblo, Joás subió al trono de Judá, poniendo fin al reinado de Athaliah y restaurando la adoración al Dios verdadero.

Reinado de Joás de Judá

Joás de Judá gobernó durante cuarenta años en Jerusalén. Durante los primeros años de su reinado, siguió los consejos de Jehoiada, quien era su consejero y mentor. Juntos, llevaron a cabo importantes reformas en la adoración y restablecieron el culto al Dios de Israel. Joás financió la reparación del templo, que había sido dañado durante el reinado de Athaliah, y pagó a los albañiles y carpinteros con dinero recogido del pueblo.

Tal vez te interesa¿Quién fue Jotam en la Biblia? Descubre su historia y legado¿Quién fue Jotam en la Biblia? Descubre su historia y legado

Además de sus esfuerzos por restaurar el templo, Joás también llevó a cabo varias reformas sociales y legales. Implementó la justicia y el bienestar social, asegurando que los oprimidos y necesitados fueran atendidos y protegidos. Durante su reinado, el pueblo de Judá experimentó un período de paz y prosperidad.

Joás de Judá y el profeta Eliseo

Durante su reinado, Joás de Judá tuvo una relación cercana con el profeta Eliseo. Eliseo había sido el sucesor de Elías y había sido ungido por Dios para ser profeta en Israel. A través de las palabras de Eliseo, Joás recibió la dirección y el consejo divino. El profeta fue un guía espiritual para el joven rey y le instó a seguir fiel al Dios de Israel.

Joás de Judá buscó la sabiduría y la guía de Eliseo en momentos de crisis y dificultades. El profeta fue instrumental en su coronación y le aconsejó en asuntos políticos y religiosos. La relación entre Joás y Eliseo fue fundamental para el éxito de su reinado y para la restauración espiritual de Judá.

Acciones y reformas de Joás de Judá durante su reinado

Durante su tiempo como rey, Joás llevó a cabo una serie de reformas y acciones en Judá. Como mencionamos anteriormente, una de las principales reformas fue la restauración del templo, que se encontraba en un estado de deterioro. Joás financió los trabajos de reparación y garantizó la adoración adecuada a Dios.

Tal vez te interesa¿Quién fue Onesimus en la Biblia? Descubre su historia y significado¿Quién fue Onesimus en la Biblia? Descubre su historia y significado

Además de esto, Joás promulgó leyes para proteger a los pobres, promoviendo la justicia social y el bienestar de todos los habitantes de Judá. Estableció tribunales de justicia y garantizó que la ley se cumpliera en todo el reino. Su gobierno estuvo marcado por la equidad y la integridad.

Joás también llevó a cabo acciones militares para proteger a su pueblo de las amenazas externas. En un intento por evitar un ataque del rey de Aram, Hazael, Joás envió un regalo monetario a Hazael como soborno. Esta estrategia diplomática tuvo éxito y logró preservar la paz en Judá durante un tiempo.

La caída espiritual y el trágico final de Joás de Judá

A pesar de su noble comienzo y de las primeras reformas y acciones positivas de su reinado, Joás de Judá tuvo un trágico declive espiritual. Después de la muerte de Jehoiada, el sumo sacerdote y su principal consejero, Joás comenzó a escuchar a consejeros malignos que lo llevaron por el mal camino.

Joás abandonó la adoración al Dios verdadero y volvió a la adoración de Baal y Asera, deidades paganas. Ignoró las advertencias de los profetas y permitió la corrupción y la injusticia en el reino de Judá. Su apostasía fue una gran afrenta para Dios y resultó en su destrucción.

Tal vez te interesa¿Quién fue Otniel, el primer juez en la Biblia?¿Quién fue Otniel, el primer juez en la Biblia?

Finalmente, Joás fue asesinado por sus propios oficiales, quienes querían vengarse de la sangre inocente derramada durante su reinado. Su trágica muerte fue el resultado de su desobediencia a Dios y su abandono de los principios que le habían guiado en sus primeros años como rey.

Joás de Israel: su reinado y legado

Ascenso al trono

Joás de Israel sucedió a su padre Jehoahaz como rey de Israel. Su reinado comenzó en un momento de debilidad y opresión para el reino de Israel. Durante este tiempo, Israel estaba bajo el dominio de las naciones vecinas y sufría las consecuencias de los pecados de sus reyes anteriores.

Las maldades y pecados de Joás de Israel

Desafortunadamente, el reinado de Joás de Israel estuvo marcado por la maldad y la corrupción. Siguiendo los pasos de sus predecesores, continuó con la adoración de los becerros de oro en Betel y Dan, promoviendo la idolatría y alejándose del Dios verdadero.

Joás también participó en actos de violencia y opresión. Asesinó a Amasías, el rey de Judá, y llevó a cabo incursiones militares contra los edomitas, causando gran devastación y sufrimiento. Sus acciones irresponsables y sin escrúpulos solo aumentaron la decadencia y la ruina de Israel.

El sucesor de Joás de Israel: Jeroboam II

Después de su reinado de dieciséis años, Joás fue sucedido por su hijo Jeroboam II. Aunque Jeroboam II también cometió pecados y llevó a Israel por un camino de maldad, su reinado es recordado como un período de prosperidad y expansión para el reino.

Bajo el liderazgo de Jeroboam II, Israel experimentó un breve renacimiento y recuperó parte de su antigua gloria. El rey expandió las fronteras del reino y llevó a cabo reformas económicas que fomentaron la riqueza y la estabilidad. A pesar de sus logros, su reinado no fue suficiente para sacar a Israel de su espiral descendente hacia la destrucción.

Conclusiones: comparación entre Joás de Judá y Joás de Israel

En este extenso artículo, hemos explorado las historias de Joás de Judá y Joás de Israel, dos reyes que llevaron el nombre de Joás o Jehoás. Aunque ambos reyes gobernaron en diferentes momentos y en reinos diferentes, sus historias tienen varias similitudes y diferencias.

Joás de Judá comenzó su reinado con una clara dirección y el apoyo del profeta Eliseo. Realizó importantes reformas y acciones positivas que llevaron a la restauración espiritual y material de Judá. Sin embargo, su caída en la apostasía y su trágico final marcaron su reinado con una nota sombría.

Por otro lado, Joás de Israel continuó por el camino de la maldad y la idolatría, siguiendo los pasos de sus predecesores. Su reinado estuvo marcado por la corrupción y la violencia, y finalmente condujo a la ruina de Israel.

En última instancia, ambos reyes son recordados por su legado trágico y por las consecuencias de sus decisiones. Sus vidas son un recordatorio de la importancia de la obediencia a Dios y de la seriedad de las consecuencias de alejarse de Él.

Fuentes de referencia y bibliografía relacionada

– La Biblia, Antiguo Testamento
– Smith, W. (1863). Dictionary of the Bible. Londres: Murray.
– Morris, L.P. (2005). A Commentary On The Book Of 2 Kings. Grand Rapids: Eerdmans.
– Merrill, E.H. (2008). Kingdom of Priests: A History of Old Testament Israel. Grand Rapids: Baker Academic.